viernes, 28 de septiembre de 2012

Viaje a Japón día 7

Martes 14 de agosto: Takayama

Por la mañana visitamos el mercado; habían paraditas de verdura y de comida como bolitas con sabor a churro o "merenguitos" cuadrados y muchos encurtidos. Lo mejor es que te dejaban probarlo todo, frente a cada producto ponían una bandejita con muestras. Las verduras llamaban la atención por la cuidada presentación de las paradas, el olor a melocotón... por cierto, si querías te lo pelaban!

















Después visitamos la residencia del gobernador y nos quedó claro que se trataba de un lugar donde la prioridad consistía en el bienestar de sus habitantes.


El cuidado del jardín, la meticulosidad, el detalle...



¡Las fotos con pose típica a veces resultan más divertidas!
Más tarde visitamos una aldea próxima que se conserva para ser visitada: Hida no Satol (Folk Village).




Miguel jugando a los juegos tradicionales del lugar

¡Hizo buenas migas con sus contricantes!
Se atrevió con todo jejejje!!
Aquí unos visitantes miraban el poco atino de Miguel con la peonza
Cuando consiguió hacerla rodar le felicitaron, qué majos!

¿¡Por qué nos gustará tanto fotografiar a los trabajadores autóctonos!?





Ese día comimos unos bentos que compramos en la estación de Takayama antes de dirigirnos a Kyoto.




Al llegar a Kyoto nos instalamos en el hotel y esa noche visitamos el Templo Kiyomizu, que lo iluminaban especialmente y fue una visita preciosa.