lunes, 11 de enero de 2016

PRIMEROS REYES MAGOS PARA JUNO

Gracias a Juno recuperar la ilusión de la mágica noche de Reyes


La fantasía, la inocencia, la ilusión...


Ya os expliqué hace poquito que los Reyes Magos encontraron el regalo perfecto para Juno en un mercadillo de segunda mano que visitaron. Allí descubrieron estos tres preciosos cuentos, tan diferentes, tan especiales cada uno de ellos. Cuentos que otros niños ya habían disfrutado y que ahora estaban buscando otras manos que pasaran sus páginas, otros ojos que imaginasen más allá de las ilustraciones y unos oídos bien atentos deseosos de escuchar nuevas historias.

Los cuentos no tienen edad si pensamos en la belleza y en las sensaciones que provocan. Como no la tiene un paisaje, la música, el arte...


Os presento los tres nuevos tesoros que van a formar parte de la biblioteca personal de Juno, ella decidirá cuando es el momento de ojearlos y disfrutarlos, pero nosotros se los ofrecemos ya, para que en una sociedad plagada de "Peppa Pigs", "Pocoyós", y demás, tenga otras opciones, pueda decidir. 

Le costará, porque muchos padres elegirán para sus hijos otro tipo de libros (que para mí poco tienen que ver con la literatura, el arte o la poesía). Le costará, porque la televisión le recordará que son otros los referentes que debe adoptar. Le costará, porqué el marketing que desencadenan ciertos personajes es muy potente y los verá prácticamente en todas partes...

Así que nosotros solo podemos hacer una cosa por ella: ofrecerle la alternativa. Si de este modo educamos su mirada y despertamos en ella una sensibilidad, un criterio y unos valores, tal vez no se deje influenciar tanto por esta sociedad de consumo voraz. Y creo que estos cuentos son un  regalo para la mirada, para las manos que aprecien su tacto, más allá de ser leídos.

Hoy tenía que expresarlo, es una batalla donde me siento en clara desventaja, pero no puedo abandonar una lucha tan importante. He visto la sección infantil de las librerías más visitadas y me ha entristecido, incluso en librerías que aprecio bastante, de la selección que hacen se desprende un concepto de infancia muy simplista y poco respetuoso.

Últimamente, cuando vemos la televisión, nos asusta la cantidad de anuncios dirigidos a los niños y las niñas, y los mensajes que lanzan, como los dibujos animados de los canales especiales para niños, porque nada tiene que ver con lo que nosotros queremos transmitir a Juno.



De paso os enseño el mejor regalo que he recibido estas navidades, el que me ha hecho más ilusión con diferencia, es este caballete de madera un poco pintorrajeado, y cojo, porque le falta una pata. Dicen los Reyes que, cuando se decidían a comprármelo, alguien que ya no lo usaba dejó este junto a un contenedor, y así llegó a mí.

Espero que hayáis tenido una buena entrada de año, después de una etapa intensa, como es la Navidad, volver a la rutina espero que no os haya afectado mucho!

Aprovecho para deciros que tengo ya una segunda selección de cuentos y álbumes ilustrados (aquí la primera recopilación) para compartir con vosotros y pronto me quiero poner con la entrada. Pero aviso que está a la cola porque quiero seguir mostrando algunos de los regalos que nos han traído sus majestades de oriente.